15 may. 2015

A más cambio climático, menos especies

La extinción de especies se acelerará si continúa el aumento global de temperaturas
  • Por ALEX FERNÁNDEZ MUERZA - @ECIENCIACOM
  •  
  • 11 de mayo de 2015

Imagen: Brian Scott
El cambio climático tiene un impacto directo en la extinción de especies mayor de lo que se pensaba hasta ahora. Así lo apunta un reciente estudio científico, que asegura que una de cada seis especies del planeta podría desaparecer si continúa el ritmo actual de emisiones y de aumento de la temperatura. Este artículo señala la relación entre cambio climático y especies amenazadas, los países con mayor riesgo de extinción de especies y la importancia de la biodiversidad, clave para la supervivencia de los seres humanos.

Cambio climático y especies amenazadas

Una de cada seis especies del planeta podría extinguirse, si las emisiones de dióxido de carbono (CO2) y las transformaciones provocadas por el cambio climático continúan en sus trayectorias actuales. Las especies endémicas (únicas de un lugar concreto) y ciertos grupos, como los anfibios y reptiles, se enfrentan a mayores riesgos de extinción. Así lo señala un artículo publicado en la revista Science por Mark Urban, investigador de ecología y biología evolutiva de la Universidad de Connecticut (EE.UU.).
Una de cada seis especies del planeta podría extinguirse si el cambio climático continúa su trayectoria actual
El trabajo, un metaanálisis que combina los datos de 131 estudios diferentes, demuestra que el cambio climático tiene una influencia en la pérdida de biodiversidad más relevante de lo que se pensaba hasta ahora. El estudio evidencia no solo que la desaparición de especies aumenta con el calentamiento global, sino también que su ritmo se acelera cada vez que asciende un grado centígrado la temperatura.

Urban calcula el riesgo concreto de extinción de especies por cada grado de aumento. Tomando como punto de arranque las emisiones de gases de efecto invernadero provocadas por los seres humanos en la Revolución Industrial, la temperatura mundial ha subido dos grados centígrados, según estimaciones moderadas, aunque la mayoría de expertos considera que el incremento podría ser mayor. Con estos dos grados, el riesgo de extinción mundial aumentaría de su valor actual de 2,8% a 5,2%, según Urban.

Otro de los datos preocupantes del estudio es que el incremento del riesgo no sería lineal. Si el calentamiento global sigue su trayectoria actual hasta llegar a un aumento posindustrial de 4,3 grados, el 16% de las especies se enfrentaría a riesgos mayores.

El investigador sugiere continuar los trabajos para determinar la influencia del cambio climático en la desaparición de especies, de manera que se tomen buenas decisiones en las políticas internacionales para evitar las consecuentes pérdidas económicas y ambientales y se pongan en marcha las estrategias de conservación más eficaces.
Imagen: Mark Urban

Los países con mayor riesgo de extinción de especies

El cambio climático afecta a todo el planeta, pero no de la misma forma en todos los países y regiones. El estudio del científico de la Universidad de Connecticut señala a América del Norte y Europa con los riesgos más bajos (5% y 6%, respectivamente), mientras que América del Sur (23%) y Australia y Nueva Zelanda (14%) serían los lugares donde se concentran los mayores riesgos de extinción de especies, debido al aumento de la temperatura.

En cualquier caso, subraya Urban, incluso especies no amenazadas directamente por la extinción podrían experimentar cambios sustanciales en su número y distribución, que a su vez podría afectar a los ecosistemas y sus servicios a los seres humanos.

Janneke Hille Ris, investigadora de la Universidad de Washington en Seattle (EE.UU.), quien publica también en Science un artículo de apoyo al trabajo de Urban, explica que las regiones de mayor riesgo tienen un número alto de especies endémicas. Al estar adaptadas a un sitio concreto tienen más problemas si los hábitats en los que viven desaparecen o si encuentran barreras geográficas que les impiden migrar a otros lugares. En este sentido, si un hábitat adecuado desaparece por completo con el cambio climático, la extinción parece inevitable, sentencia.

Los investigadores recuerdan que la mayoría de las predicciones se centran en América del Norte y Europa. Por tanto, los riesgos podrían ser aún mayores en regiones poco estudiadas, como en Asia, de manera que reclaman más trabajos científicos.

La biodiversidad, clave para los seres humanos

El término biodiversidad, acuñado por el biólogo norteamericano Edward O. Wilson en 1988 para denominar la variedad biológica de una determinada zona del planeta, puede parecer lejano y poco importante para la vida cotidiana de los ciudadanos.

Sin embargo, es un concepto esencial para la evolución de la vida y la supervivencia de los seres que pueblan la Tierra: buena parte de los alimentos, medicamentos o productos que consumimos existen gracias a ella. Los seres humanos, como especie dentro de la Naturaleza, dependemos de ella para nuestra supervivencia.

La conservación de la biodiversidad es, en definitiva, otra forma de decir que si los seres humanos continúan con la destrucción del medio ambiente, hipotecan su futuro. Por ello, conservar la biodiversidad supone también trabajar por un desarrollo sostenible.

Fuente: Eroski Consumer

No hay comentarios: